Una petarda en Poniente (Game of Thrones S02 E03 Juego de Tronos 2×03 “What Is Dead May Never Die”)

Game-Of-Thrones-Season-2-poster

Dear Creatures of the Night (uf, qué acelerón llevo…):

Disculpad el retraso en comentar el tostón shakespeariano éste pero me he encontrado severamente indispuesta en los últimos días. Normal: La Niña nos ha llevado de excursión Más Allá del Muro y yo, que con mi delicada naturaleza estoy más acostumbrada al cálido clima angelino que a esas humedades (hombre, es que ni que fuera una Tarzán para ir por los pantanos…), he caído enferma cual Dama de las Camelias versión “flemas como embriones de pollo”. Un espanto en tres actos, ya os podréis imaginar…

Luego también he tardado un rato en encontrar el capítulo en calidad decente (¿para cuándo “Streaming para Dummies, por el amor de Dios???), que conste.

El último episodio que hemos padecido tenía por título “Lo que está muerto no puede morir”, según mi traducción libre. Esto los resabiados sabrán que viene a cuento de los Greyjoy que son una gente harto desagradable que habita las Islas del Hierro, pero yo creo que tiene un subtexto que una de dos, o habla de zombies (que últimamente están más hasta en la sopa que Ryan Gosling, que el otro día abrí el tubo de la pasta de dientes y me salió a saludar el tío con su tableta y todo… y yo pensé “Quitar el sarro, no sé si lo quitará, pero oye, he ovulado ya para un año o más!” ) o sino me parece una excusa muy barata para no exfoliarse… en fin, ya se verá…

Balon Greyjoy

“Nosotros no sembramos. Pero llevamos encima mierda del año que nos pidas…”

El capitulito de marras empieza con una leída de cartilla monumental de Lord Mormont al Bastardillo Mustio a cuento de haber tocado las pelotas con la entrega de bebés de Craster El Incestuoso/Asqueroso a los Otros. Más o menos un “Manolete, si no sabes torear, pa qué te metes”.

Para después volver a dar paso a las ganas de suicidarse con la parte del niño Bran y sus sueños lobunos y el Maestre Luwin aguando la fiesta en plan “Santa Claus no existe”. Ay, de verdad, es que estos niños Stark no me tienen infancia, las criaturas…

Mientras tanto, en el Campamento Trinis, por fin conocemos a Brienne de Tarth, la Bollo Confusa (aunque en realidad es un transexual marica; yo creo que está claro, pero si queréis que os lo explique con grafiquitos y tal me lo pedís y yo encantada de la life, que siempre he tenido yo mucho afán didáctico…), y nada menos que dándole una paliza a la Marica Mala Malísima (lo de “el Caballero de las Flores” suena más maricón que ser decorador de interiores en Miami y ex marido de Víctor Sandoval para más inri, vamos, de cargarte el maricámetro de una sentada…). Brienne bien, machuna y giganta, como debe ser. Margaery Tyrell (la Hermanísima) me ha decepcionado bastante con ese pelo lacio (¿es que en Westeros no había disponibles unas tenacillas para unos adorables bucles or what??).

Brienne de Tarth

“Ja payo, dame una capa arco iris.”

En Pike tenemos al Gran Pulpo a Feira planeando su infame invasión del Norte. Desde luego, la familia Sepia ésta es otra que está pidiendo una Caja de Telecinco más a gritos que los Pajares…

Otra frase que me apunto para mi acerbo personal es la réplica de Shae cuando le dice su part-time lover Tyrion lo de hacerse cocinera: “Todo el que ha probado mis platos se ha dado cuenta de lo buena puta que soy”.

Cambio de tercio: en otro lugar de Kings Landing los Lannister cenan con su “invitada” Stark. Pero qué monos y qué buena gente son Myrcella y Tommen, ¿verdad? Se nota mucho que los cambió al nacer una espanti-monja de esas en los ‘80 y los adoptaron los Lannister… ¿Y a qué viene esta escena de Sansa (pobre mía) poniéndose con Shae en modo “Cómo está el servicio!”?

Después de cenar, Tyrion se pone un ratito a conspirar (que ya se sabe que eso ayuda mucho a hacer la digestión) contando al Endiablado Consejo Real que ha decidido casar a Myrcella, pero diciéndole a cada uno un pretendiente distinto. Esto es ir a pillar y lo demás es tontería…

Y aquí llega la escena-cancaneo de turno con las Trinis más cachondas que George Michael en unos baños públicos. Marica Mala Malísima, fatal: ese pecho tablilla me ha dado un ascazo tremendísimo.

Para compensar llega luego su Hermanísima, mucho menos virginal que en el original (bueno, tampoco nos lo creímos mucho tampoco, ¿no? Estoy de acuerdo en que es más divertida esta versión putonesca del libro, y eso que es un coñazo soberano…). ¿Pues no llega el putón verbenero de Alto Jardín (¿de Alto Jardín? De Alto Corral diría yo, porque es más puta que las gallinas…) y se nos pone ofrecida (menudo eufemismo) enseñando tetamen?

Margaery en tetas

“Aquí estoy yo! (Y mis primas…)” (Fuente: Ludus)

[Igual no estáis de acuerdo, pero yo creo que se hace necesario un cirujano plástico en Poniente que recauchute un poco a estas muchachas, porque eso de llevar el busto a lo seventies no lo veo. La Niña está encantada porque se piensa que ahora se va a poner de moda, pero yo ya os digo que las tetas pequeñas nunca serán trending topic.] ¿Qué oyen mis oídos? ¿Está la Hermanísima Putísima proponiendo un trío con las Trinis? Bueno, esto lo pilla la censura en la época de Franco y se monta un Mogambo que lo flipas…!

Cersei se ha enterado de lo de Myrcella y se ha puesto en plan “no sin mi hija”, con lo que Tyrion ya se ha enterado que Pycelle no es trigo limpio.

Repugnante momento-disyuntiva moral de Theon-the-Squid para que veamos que el chico, además de tentáculos, tiene sentimientos. Que conste que ese momento claroscuro quemando la carta me ha parecido muy Caravaggio y muy ideal. Pero vamos, que digo yo que a Theon le tendría que haber bautizado su tío Aeron, que habría tenido más gracia, vosotros ya me entendéis (y si no, sus jodéis, que a ver si yo me voy a haber tenido que leer esos tochos y vosotros os vais a ir de rositas y entenderlo todo, habrase visto…). Como os decía, vaya pinta de perroflautas antisistema que tienen todos los Greyjoy. ¿Y Asha? ¿Esta chica no ha descubierto el colorete, o qué?

Antes de disfrutar del pelao de Pycelle (“Corta su virilidad y tírasela a las cabras”: Tyrion, hombre, que esa frase es de Bronn y no he visto que le hayas reconocido el copyright ni nada…) tenemos un “ea, ea, ea, Meñique se cabrea” por un “quítame allá esas Harrenhal”.

Pycelle “Esas transparencias… arghhhhhhhhhhhhhh!!!”

Llegados a este punto, como me pasa siempre, ya no puedo con la vida. Además, que no entiendo mis notas y no sé a qué viene esto que tengo apuntado: “Esto está lleno de puteros”. Ah sí, es por lo de Pycelle con la pobre muchacha con la que está encamado y que pasa la pobre más miedo que un elefante en Zarzuela.

La cosa va a terminar con Arya-Pekinés afilando a Aguja y en confidencias a lo Clarice con Yoren. Éste le va a meter en el cuerpo el gusanillo de la venganza. Con ayuda del espantoso Amory Lorch, claro… Hay que ver en qué poquito ha quedado toda la escena de la batalla y el castillo (ese directamente ni ha aparecido) y el incendio, pero bueno, bastante digna la muerte de Yoren y lo lista que es la niña…

Arya

“El día que yo rompa a vengar, se va a cargar la perra…”

Y esto ha dado de sí, el capítulo 3. Hasta la semana que viene, Almas en Desgracia!

Una petarda en Poniente (Game of Thrones S02 E02 Juego de Tronos 2×02)

image

La que se lio anoche por los mentideros del Intenné, que estaban todas las maricas Westerianas revolucionadas porque, siempre según mis fuentes twitteras, se había filtrado el capítulo 2 de la segunda temporada y la HBO había colgado directamente un video en wep-rip (no sé qué es eso, me lo ha chivado la niña que, entre vosotros y yo, tampoco lo sabe y lo debe de haber copiado por ahí) para que, ya que se estaba viendo, se viera como Dios manda (es que el Altísimo es muy pejigueras con eso de la calidad audiovisual, y más en estas fechas de su pasión…). De repente se formó una histeria colectiva entre los Throneeks (¿no se llaman así los fanses de esto? ;p) y empezaron las descargas en masa (de datos y de las otras, que no os cuento como viene de calentito el capítulo) y acabaron todos haciendo una flashmob virtual cada uno desde su casa con la música de la intro.

Servidora, que estaba ya en la cama, recibió de pronto la orden (pero por favor, claro, que nos tenemos un respeto) de la niña de cubrir tamaño suceso. A mí me sentó fatalmente, pero en fin, como para no hacerle caso… La niña, dejadme que os cuente, está fatal de lo suyo. No sé qué le pasa, que últimamente aquí no se ve ni un reality (lo de Alaska&Mario es un docu-reality, me dice la muy estirada cuando se lo recrimino. Mis pelotas sí que son un docu-reality!) ni un De Luxe (con deciros que voy preguntando a la gente por la calle como va lo de Nacho Polo porque ando más perdida que un amish en Shibuya…). La niña está todo el día en el Flimin y nos hace tragarnos unas pelis suecas en blanco y negro que dan mucho sueño y que al final no se entienden, pero que parece ser que son buenísimas. A ver si se nos pasa esta racha existencial nórdica porque es todo muy manicomiable…

Como sigamos a este ritmo con la serie, se acaba la season two en dos semanas y me veo leyéndome “A Dance With Dragons” con el Collins en el regazo. De verdad, qué dura es la vida de la cronista moderna… Tengo que decir que, a pesar de la hora, se me hizo el capítulo mucho más llevadero que el primero. Pero vamos a verlo en detalle:

Empezamos con Fabulosa Niña-Perro Pekinés fingiendo ser niño huérfano y desarrapado de uñas mugrosas guiado por Yoren hacia el Muro (ay, que me ahogo!) trabando conocimiento con uno de mis personajes favoritos de la saga (y de los de todos, seguro!): Jaqen H’ghar. Qué me puede llegar a poner a mí un braavosi, sobre todo cuando son como éste… En su honor suelo farfullar siempre un valar morghulis cada vez que mi peluquera me quema el pelo con la permanente, la muy… Dice la niña que también salen Mordedor y Rorge. Sólo faltan el Pai, el Chuli y el Cabra, añado yo.

Arya-Stark-game-of-thrones

“También me confunden con el chico de Los Diminutos”.

Después pasamos a otro momento “amenaza velada”, que ya sabéis que es el hobby principal de los personajes de “Canción de Hielo y Fuego”, esta vez por cortesía de Varis y de su descubrimiento de Shae. Como a Tyrion no le gusta que le toquen la zona escrotal, le pone las peras al cuarto y le amenaza nada veladamente con cortarle los mismísimos. Oh…. wait! A éste como no le corten ya los uréteres… Pero Varis vuelve a demostrar que es un superviviente nato.

Como la niña es jecutiva y working girl, a mí no me queda otra y se me pegan costumbres corporativas. Así que para que veáis lo ideales que somos, os paso una transcripción de las minutas de la última reunión del Endiablado Consejo del Rey:

  • Rechazo de las reivindicaciones del traidor Stark, autoproclamado ridículamente como Rey del Norte. Lo único que aceptamos (a regañadientes) es enviarle los restos de su amado padre (a ver ahora si encontramos la cabeza que la hemos tenido rondando por toda la ciudadela y a saber dónde la hemos puesto…). Pero los costes de Seur se los refacturamos a Invernalia (que nos pasen los datos fiscales ASAP o nos meamos en los huesos).
  • Rechazo a la petición de la Guardia de la Noche de soldados para reforzar el Muro. Consideramos impertinente y supersticiosa la amenaza de los Otros y nos cagamos en el Rey Más allá del Muro.

Un poco más de muerte lenta con las bobas conversaciones “intelectuales” y sexuales de los jóvenes hermanos juramentados (panda de ninis salidos, diría yo…). El gordinflas de Samwell Tarly (o el Señor de los Morcillos), haciéndose la heterosexuala que quiere dejar de ser virgen se encuentra con Gilly, una hija-esposa de Craster embarazada (cara de boba tiene, ofú…) que le pide ayuda para escapar de ese harén delirante (lo que hacen algunos con tal de meterla en caliente…), pero como Sir Piggy es un cagarras, se va a pedirle ayuda a Nieve que, así agachaico afilando su espada (es Garra? Ya no me acuerdo bien…) y concentrao con esas melenitas y lo demás, más parece Raimundo Amador afinando una guitarra. El bastardo dice que verdes las han segao y que pasa pueblos de apuntarse a la peripecia “Sam&Jon, comadronas in the North”.

Jon Snow

“Bolleréeeeeeeeeee… qué-date!”

Mientras tanto en el desierto, la cosa se está poniendo fea. Sin agua y sin perspectivas, en ese khalasar tiene que haber una peste a choto que no se aguante. Qué ascazo! Y como a Dani le devuelven un explorador decapitadito, se pilla un rebote de narices (nunca mejor dicho porque el aleteo ya es brutal, que en una de estas se va a aspirar pa’ dentro a todos sus Jinetes de Sangre).

Muy bonito les ha quedao, así de lejos, la panorámica de Pyke. Si no fuera por la vomitina que me produjo el chipirón en la cubierta del barco con esa cara a lo “vuel-veeee, a casa vueeelve… por Navidad” lo habría hasta disfrutado. Ni corto ni perezoso que el muy cefalópodo se mete en el camarote y se pone a chingar a lo burro con la muchacha esta, la hija del capitán, que hay que ver lo fea que es y las tetas de cabra que luce (esta serie es un poco como en el straightporn pero al revés: los tíos están bastante buenos pero las tías, un horror, y no me habléis de Cersei la-travelo-cara-cuadrada o de Daenerys que es una menor, so pervertidas! Todo esto es otro dato más para la teoría del exacerbado mariconismo de la serie toda.

Y hablando de hardcore, de repente me pongo en plan: “¡Niña, niña! Despierta…! Que nos han colado un fake! Que esto es un porneo tremendo llamado “Juego de Trompos”!!” No me lo podía creer, pero en seguida me lo creí y entendí que la flashmob en realidad era una performance a caballo entre el arte lúbrico y la masturbación colectiva…

george-rr-martin

“Para el capítulo 3 se nos ha ocurrido que el Gran Maestre Picelle corra detrás de una Cersei con minishorts a cámara rápida y con esta música de fondo…”

Todo ello con la excusa de mostrarnos a Meñique en su faceta de “sutil” y voayerístico chulo putas en una escena que yo creo que lo único que aporta es información sobre un degenerao psicópata que pulula por Kings Landing…

Para seguir engordando la satisfacción de los fanses vivimos, durante el cigarrito de después, el momentazo en que Tyrion envía al odioso Janos Slynt (mira yo, que confundirlo con el honorable Sir Barristan Selmy… ya me vale! Desde aquí pido disculpas públicamente por mi ignorancia, que la niña me ha echado tremenda la bronca y a poco no me hace empollarme el libro gordo de los Capas Blancas) al Muro (aunque en bonica la hora, pero en fin…) y nombra al simpático mercenario Bronn nuevo Lord Comandante de la Guardia de la Ciudad.

Y para que la cosa no decaiga, un momento encantador patrocinado por los adorables Niños Perdidos del Camino Real con la constatación de que Gendry es bruto, pero no tonto. Me ha encantado este diálogo (mucho me estoy yo relajando, pero claro, esto te pilla de madrugada, viéndolo tumbadita desde el lecho, y a ver quién es el guapo que no baja la guardia…):

-Gendry: “No deberías insultar a gente que es más grande que tú…”

-Arya (indignada): “Entonces no insultaría a nadie!”.

Me he hecho fan inmediata y me lo apropio para mí misma, que yo casi nunca encuentro a nadie más pequeño que yo y no por eso me pienso privar de insultar a diestro y siniestro, que cuando tengo el día faltón…

De vuelta en las Islas del Hierro conocemos a Asha, que tampoco es muy mona que se diga… Además, con eso de que “Lo que está muerto no puede morir”, se ve que en estas islas pasan del champú… No quiero ni imaginarme cómo será lo del tío Aeron: ese en lugar de lavarse el pelo se tendrá que hacer el cambio de aceite… Tiene su gracia ver a Theon humillado por su padre por llevar pintas de putona Drag Queen pija y vendida y quedando como un rijoso ridículo y presuntuoso con su hermana.

Mira qué majas son las playitas de Rocadragón… Aunque no creo que dejen hacer top-less estos mojigatos iluminados por el dios R’hllor! Confirmado: el actor que interpreta a Davos es uno de los mejores hasta ahora y me gusta la dignidad que le da al personaje (el hijo, un meapilas, eso sí…). Oye, una cosa vosotros que sabéis más de esto: ¿Salladhor Saan siempre ha sido negro?? Lo digo para cuando lo vea la niña y me monte en cólera corrupia, poder tener algún argumento… Me parece curioso porque además no sabía yo que en Lys se hablaba como con acento de Queens, qué cosas, no?? ;p

Davos_Seaworth2

Lord Davos Seaworth: igual un poco mayor para nosotras, no?

Uf, qué largo se hace esto al comentarlo, por los Dioses Antiguos… Venga, que ya queda poco! Presenciamos pollo fraterno entre leones que se tiran trapos sucios a la cara como el que come pipas. De verdad, la Nochebuena en Roca Casterly debe de ser de traca! Esta gente está llena de traumas y no me extraña, con el padre que tienen las criaturas, que es el señor que más miedo da del mundo. Yo el día que salga, dimito de mi misión de comentatriz…

¡Menuda arpía la Mariliendres! Y menuda guarrona está hecha la tía… Guarrona, bruja y agorera! Yo creo que esta escena “tú pasas el Pronto y yo el paño” sobre el tablero de Risk en Rocadragón (anda que les habrá quedado guapa la partida) se la han sacado de la manga: me acordaría, vamos digo yo… Entra por pleno derecho en mi lista de “Polvos Incómodos de la Historia” con la pava ésta clavándose las Montañas de la Luna en todas las vértebras… anda y que se fastidie (aunque la verdad es que no parece que le moleste mucho…)! Y todo ese rollo de que Stannis no tiene hijos? Se han cargado a la hijita esa que tiene con cara de armadillo? No creo, no? Pobrecica… Se inventan cosas, eso está claro; que no se entere la niña, que no se entere!!!!

Acabamos con Nieve descubriendo el misterio de Craster (si es que este bastardillo es como la Angela Lansbury, que se entera de tó y eso que dicen que no sabe nada…!): los bebés varones que nacen en el Torreón se entregan a los Otros cual lechones. Yo creo que esto tampoco era tan obvio en las novelas, que es lo que nos cabrea: yo me uno a la protesta cívica porque lo mismo que en los libros hay cantidad de cosas que sólo están sugeridas, en la serie todo se hace expreso y subrayado (como el “slurp-slurp” de las Trinis, por ejemplo…). Yo no es que esté en contra de que se insulte a la inteligencia del espectador, porque la verdad es que la gente corriente se parece más a las Nancys Rubias hablando de centrales nucleares que otra cosa, pero yo creo que uno de los hallazgos de la saga es el hecho de dejar misterios abiertos a la interpretación, que ya sabéis que siempre es más excitante el sugerir que el mostrar.

Pues nada, que me tomo un descanso porque, en teoría, ya no hay capítulo nuevo hasta dentro de bastante. Me voy a disfrutar de la Semana Santa de Rodeo Drive y hacer la procesión de las mil tiendas! En mi ausencia, no hagáis nada que yo no haría… suponiendo que haya algo! ;p

Una petarda en Poniente (Westeros para los enteraillos) (Game of Thrones S02 E01 Juego de Tronos 2×01)

Game of Thrones

Yo, como Sansa Stark (pobre mía…), una vez fui una niña inocente e idealista que creía en la honorabilidad inquebrantable de los caballeros, en la certeza indiscutible de las enseñanzas de mi Septa (tú no has tenido ni Septa ni septicemia, que has estudiao en los mejores colegios del estado del Corredor del Henares, mira ésta…) y en las adaptaciones de irreprochable calidad de sagas literarias épicas que han dejado una huella imperecedera, emprendidas por cadenas de televisión de allende los mares.

Como la virginidad, esta ilusión me duró poco (eso es verdad, que en el Instituto ya nos llamaban la Sixtina, por lo “fresco”…): dos episodios de la primera temporada y ya se había perdido la magia. Pero el aburrimiento es más fuerte que el desencanto, así que sin querer-queriendo he visto el primer episodio de lo que debería llamarse “A Clash of Kings”, y como parece ser que me duele Westeros más que España (pues hija, debe de ser mucho porque últimamente parece que te ha poseído Unamuno, que no sé si pedirte un “exorcicio” de esos o una catedra en Plastez Política Rojuna, que menuda chapa das…), no seré yo quien lo comente. Sin más preámbulos, os dejo a merced de mi yo más petarrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrda: la Geena. OJO, NO ME HAGO RESPONSABLE DE SUS SPOILERS DE AYER, DE HOY Y DE SIEMPRE, PERO VAMOS, QUE NO OS PREOCUPEIS QUE ÉSTA NO SE HA ENTERADO TODAVÍA DE LO DE LA MADRE DE JON NIEVE…

I’m back, honey beez!

[Aquí va estruendoso aplauso y vitoreo para la entrada triunfal, y hasta alguna lágrima emocionada podría quedar la mar de bien. Algo así como esta reacción de la Minnelli a la aparición de Chita Rivero en medio del Nowadays, que no es nada marica…. Es que de verdad, hay que decirlo todo…].

Empecemos por el principio: de Westeros nada. Poniente es un nombre mucho más comme il faut (yo otra cosa no será, pero el francés, lo domino). Y en un alarde de curiosidad sin límite, me pregunto ¿la cosa viene de ponerse como las Grecas o más del rollito “te ponía mirando a Cuenca a ti y a tó lo colgante?” (uy, me ha quedado un poco zafio, pero no esperéis que eleve el tono que llevo mucho tiempo en la retaguardia…). Si es que está la saga llena llenita de cancaneo (sobre todo gay)!!!! Tanto que yo ya lo llamo “JUEGO DE TRINIS”.

Loras_and_Renly

“Como no nos demos prisa esta temporada, Trini, no me va a dar tiempo a afianzar mi papel de marica mala de la serie…”

¿Y que me decís del poster de la segunda temporada que ha escogido la niña? No me digáis que no es un claro homenaje a la Semana Santa sevillana… Muy Easter todo, no le falta ni su poquito de oro…

Pues sí, como la niña no pudo con el estomague que le provocaron los últimos capítulos de la primera temporada (no veáis el cabreo que llevaba, pero claro, es que le va un drama a la Sarah Bernhardt manchega wannabe ésta…), me quedé muy bien sin saber cómo acababa (sí, nos hemos leído los libros pero yo me perdía con tanto nombre y me evadía haciéndome la manicura y leyendo la Cuore en los entremedias. De hecho me pasé todito “Festín de Cuervos” recreando muy gráficamente un polvo imaginario con Michael Fassbender; me quedó de bonito con el “I’m not the one” de los Black Keys de fondo…). Me he quedaó más muerta que Hitler cuando he sabido, en el “priviusly” lo de Ned Stark en la picota… Una pena, una pena… Un chico tan joven, tan fuerte, con esos hombros pa agarrarse… Qué se le va a hacer… me tendré que buscar a otro… Y en esta temporada me parece que el Follahermanas sale poco y espeluchao (eso es spoiler?? Ups!).

Que sepáis que lo mismo que los huargos le parecían huskys, los dragones tampoco le han gustao a la niña. Iguanas en parapente, los llama. Yo aviso porque es un tema delicado y no me vayáis a poner el dedo en la llaga y me despertéis a la bestia, que la mala leche legendaria de los Targaryen luego la aguanto yo… Lo de que a la Dani (las cosas conforme son, me lleva una pinta de “Choni más allá de la Cúpula del Trueno” que no es de recibo) no se le haya quemado el pelo tampoco lo aprueba. Pero aquí hemos venido a hablar de mis impresiones, y no las de esta pseudo pedorra adicta a los adverbios terminados en “mente” y al plural mayestático o gilipollesco (también conocido como trastorno de personalidad múltiple, que somos como la Tara!!! ^ ^).

Dani

“Ostia, se h’acabao la rave y m’an dejao tirá loj colegas. A ver cómo llego yo ahora a Lega. Qué bajooooooón!”

Así que nos habíamos quedado con más reyes que la baraja de un tramposo, vamos, el paraíso de una republicana como yo… Y así llegan los títulos de crédito que siguen siendo lo mejor de la serie.

Anda que vaya mal gusto empezar el capítulo con el niño-Joffrey celebrando el día de su nombre… Mira que es mala la endogamia y más la de los Lannister, que de siempre se ha sabido que de dos guapos muy guapos sale un feo de cojones: véase el ejemplo de Jamie Lee Curtis, que tendrá unas tetas preciosas, pero también gasta una cara de caballo percherón que dan ganas de darle forraje… Total, que el niño además de ser feo y malo con entusiasmo, la corona le está sentando fatal (pero literal y figuradamente, que la lleva así como muy hacia delante como si fuera la gorra de un rapero…). Me tiene a Sansa (pobre mía) hecha una replicante recién salida de una vaina que no se ha atrevido ni a quejarse del peinado a lo Amidala que le han cascao. Menos mal que está cerca mi Perro of my soul, único hombre verdadero ahora que Ned nos ha dejado huérfanos…

Y el genial Tyrion con su sarcasmo… Impagable la cara de Cersei al verle llegar al Consejo (vaya organigrama, por cierto: Varys, que da más grima que el monje Berengario; Meñique, la traidora oficial; el Gran Maestre Pycelle, menudo pájaro…. Sólo se salva Janos Slynt. [Uy no, qué horror, este tampoco se salva, de hecho es el peor!! Le había confundido con Barristan Selmy…] Después de un meeting con esta tropa sales con la espalda llenita cuchillos… la próxima vez ya si eso lo hacemos por conference call, hijos de puta!).

1

“Aquí va a haber más intrigas que en el Valle de Tuscany!”

Como siempre, el Enano demuestra que es el único Lannister con dos dedos de frente. Eso o que no le ha afectado tanto el tinte rubio, porque lo que son las Mellizas, no están a la altura… Me ha encantado la frase de los pómulos, que es un guiño a mi teoría de que Cersei en realidad es el gemelo malvado de Jaime, lo que pasa es que está operada. Se lo hicieron por ahí por las Ciudades Libres, que son unos desahogaos. Un chapuceo. Lo sé de buena tinta…

Qué sopor las escenas en Invernalia!! Ya sabemos que la serie está amañada y es pro-Lannister por los cuatro costados (esto es lo que más cabrea a la niña que anda por el trigésimo quinto borrador de una carta que le está escribiendo a R.R. Martin, jijijijij), ¿pero es que cada vez que ponemos un pie en el Norte nos tienen que dar ganas de colgarnos de un arciano?? Además, cómo se echa en falta una mano femenina en ese castillo. Qué pongan unas cretonas o algo, que está todo de un desangelao que da pena!! Y este niño Stark necesita mucho coaching, eh? Vaya forma de tratar a los subordinados! Ese estilo de liderazgo está ya muy demodé

El rollito “Las aventuras de Daenerys, reina del desierto” también es pesadísimo y se echan de menos toneladas de esto. Lo salva nuestro Jorah Mormont que está tremendo… No, si al final me gustarán todos! Emilia Clarke ha decidido basar su construcción de la furia del dragón en ensanchar mucho las aletas de la nariz. Muy del método me parece, aunque yo qué sé…

Jorah Mormont

“Eso, eso, que no se me vea la frente que no me han dejado ponerme ni botox ni implantes (claro, como no soy Lannister…) y ya se van notando los años…”

Pero lo que ya es de suicidio colectivo es la charla con Craster (el de “el Torreón de”) y lo solemnísimo que es todo, pero qué poca chispa (menos cuando el salvaje incestuoso le tira al Lord Comandante un pullazo tremendo sobre que lo que tiene montada la Guardia de la Noche en realidad es un YMCA como una casa)! Además, yo es que es ver a Samwell Tarly y desear que su padre se hubiera puesto un condón de plomo aquella noche. Qué tío más plasta y aburrido. Me cae fatal. Qué poco glamour, qué pinta de marica rancia que todavía no ha salido del arcón tiene, bueno, bueno, bueno… No sigo que me ensaño. Jon Nieve sigue siendo un triste esta temporada. A ver si me lo van espabilando que ME A-BU-RROOOOO!!

Me podría haber salvado lo que llevamos de capítulo la aparición estelar de la pelirroja definitiva quemando santos como los españoles en Misión Imposible: Mariliendres de Asshai. Una pirómana chiflada (la niña no me ha dejado que ponga “una loca del coño” por lo vulgar, pero es una definición perfecta!) que tiene a Stannis Baratheon sorbidico el seso. Pero ha sido muy decepcionante!!! Sólo es una castaña cualquiera con pelucón falso, vestido rojo y las tetas apretás (que me recuerda a mí misma hace un par de sábados, vamos ;p…). Para nada ha estimulado a nuestro alter ego lésbico. Stannis es tan papanatas y soso como me lo imaginaba, ahí han acertado. Y el atribulado Caballero de la Cebolla no está mal, a ver qué opina Perse que es uno de sus personajes favoritos…

Mariliendres

Super mega very disapointing…

Llegados a este punto, me aburro soberanamente y creyendo que está a punto de acabar me queda todavía la torta un pan! Menudo encarguito me ha hecho la niña… A ver… ¿qué viene ahora?

Jaime Lannister y Rob en otra escena partidista con el Follahermanas y su voz de suficiencia soltando “frasecitas” y el Rey del Norte dándole la réplica en un plan que sólo falta una flecha gigante apuntándole y un cartel con luces de neón que ponga “Robb Stark=malo”. Qué ganas tengo de ver al de Roca Casterly (“Oye mi maullido”) pasándolas putas de verdad, a ver si se le quita ya esa arrogancia insoportable de niño bien y esa actitud de “me duele la cara de ser tan guapo”… Perdonad, eh? Esto es inquina de la niña que se me filtra por los conductos. Es lo que tiene estar comunicadas, pero yo ya he pedido la emancipación, que a mí este Lannister me gusta una barbaridad… ¡Chócala, Jaime!

Lo de Viento Gris subido en una banqueta para aparentar mayor tamaño, muy triste. Están bastante mejor los lobos de los Crepúsculos. ¿Sí o no? No, no me contestéis que a vosotros se os da la mano y os lleváis el corazón…

Viento Gris

“Tú ponte un poco más alante que haya perspectiva que es lo que hizo Peter Jackson con los hobbits y bien que se llevó un Oscar…”

Mucho más sexy me ha parecido Shae, la amante de Tyrion. Si es que la Manita del Rey tiene buen gusto…

A continuación, un número de sutil amenaza de Baelish (con un par de frases nos han recordado su juventud y su pasado con las Tully: punto para los guionistas) seguido de la burda demostración de poder de Cersei. ¿Veis como esto no puede ser una mujer? Se le sale la testosterona por todas partes (y además tiene nuez, fijaos y ya veréis…).

¿Qué me creo? El odioso Theon Greyjoy soltando una sarta de patrañas. Pero qué ostiable eres, calamar… La verdad es que los niños-reyes deberían escuchar más a sus madres conspiradoras porque sino esto es un Sin Dios y dan ganas de llamar al Hermano Mayor a que la lie parda por los Siete Reinos. Recordad esto: una madre es una madre, y a ti te conocí en el Dorne… Por cierto, que me ha pedido la niña que haga un inciso para “romper una lanza por Catelyn, siempre denostada, pero representativa de ese amor materno que es eterno e imperecedero (y no como la Rubia que es una chocho loco)”. Yo no sé qué querrá decir con esto porque como me duermo en algunos tramos, pero ahí queda… De todas formas la viuda de Baratheon le ha dado un bofetón de lo más educativo al niño-Joffrey en la siguiente escena que nos ha dejado la mar de a gusto, oye… (yo le hubiera enviado a un internado en Toledo como a Paquirrín, pero igual me paso de estricta).

Zas

Zas! En toda la boca…

Y de repente, para acabar en punta, mucha obscenidad veo yo, no?: primero, la escena de sexo más gratuita de todos los tiempos. Debe de ser para dejar un retrogusto a los frikis pajilleros que según se acaba el capítulo se quedan en plan: “¿y ahora que hago con mi vida hasta la semana que viene?” Hijo, pues juega a la Play, como haces siempre. O descárgate una película de Susana Estrada, que ahora se lleva el rollo vintage

Luego, el exterminio de los bastardos Baratheon (tan morenitos ellos…) para unirlo así a Gendry y su huida de Desembarco del Rey con la Fabulosa Niña-Perro Pekinés. Pero qué bien traído, qué profesional, qué céntrico y qué todo…

Uf, menos mal, porque yo ya estaba a puntito de confesar hasta que soy la madre de Jon Nieve con tal de que se acabase este suplicio… Lo siento, pero igual es porque ya me sé toda la historia (o parte, que Fassbender me confunde) pero me he aburrido mucho. Y ahí os quedáis, que me voy a ver el capítulo de Alaska & Mario del domingo que lo tengo pending.

Esto les digo yo a las maricas Westerianas, que son legión (sí, soy una ordinaria!!!! XDDDD).

Foto familiar

“Sarandonga, nos vamo a comé… Sarandonga, un arroz con bacalao…”

Alaska & Mario 2ª Temporada

Alaska & Mario

Por fiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiin!! Después de tantos meses esperando, ya ha llegado el momento de que vuelva mi serie favorita de la pasada temporada: “Alaska & Mario”.

Este domingo día 17 de marzo se estrena la second season a las 22:00 en el canal MTV, con redifusión desde su página web. Qué empiece la diversión!!

Esta vez lo que se planea es el viaje de novios que, desde luego, no será convencional. También encontraremos a Mario en la tesitura de escribir un libro ¿? y a Olvi queriéndose re-operar! Les acompañarán, como secundarias de lujo, el resto de Nancys Rubias que están de gira y muchos de los “personajes” que ya conocimos el año pasado.

Y mientras llega el domingo, podemos recordar la primera temporada con los extras

Cómo había podido vivir hasta ahora sin… Metalocalypse???

Metalocalypse

Este pedazo de serie animada en flash se comenzó a emitir en 2006 en Adult Swim (la sección adulta de Cartoon Network) y tiene tres temporadas que he empezado a disfrutar hace poco, pero que me tienen flipaita!

En cada capítulo se cuentan las disparatadas (y brutales! yeah!) aventuras de una banda de rock llamada Dethlock cuyos integrantes están como putas cabras. Pero peor aún son sus fans, capaces de perder la vida, literalmente, por sus ídolos…

Dethklok

Nathan Explosion (líder, vocalista y letrista), William Murderface (bajista), Pickles de Drummer (obviamente, batería), Skwisgaar Skigelf (guitarra principal) y Toki Wartooth (guitarra rítimica) son los componentes de este especialísimo y ultrahiperbólico combo.

Como nada de lo que diga podría llegar a describir lo absolutamente bestial que es, os dejo el link al primer capítulo en versión original subtitulado en calidad guapa por si no la conocíais…

Metalocalypse gif

Alaska & Mario

Alaska & Mario MTV

Ni que decir tiene que somos fanses (Susan y yo, se entiende, que todo esto proviene del post anterior…) de Alaska desde pequeñitos, como todo buen joven ¿maduro? español de pro, porque lo hemos mamao desde “La Bola de Cristal”, mítico programa de la progre-tele ochentil en la que se nos enseñaba que “Sólo no puedes, con amigos sí” o que si no querías ser como las ovejas, tenías que leer. Se nota que las nuevas generaciones no han tenido tal enseñanza, y no hay más que ver la era de individualismo y catetez en que nos hayamos sumidos en manos de los ninis patrios, pero bueno, ese es otro tema.

Pero además de ese rincón de nuestra infancia, a Alaska le debemos mucho más: pertenecer al selecto grupo de próceres de la Movida Madrileña, ser icono de tendencias extremas y modernidades varias, tener en su haber una de las escenas más bizarras del cine español, ser una mujer transgresora y apasionada defensora de causas como la defensa de los derechos de los animales o del movimiento LGBT, pero, sobre todo, una carrera musical que comenzó a sus 14 años con la banda punk, aunque de estilo propio, Kaka de Luxe, y que continúa hasta la actualidad (ya nos gustaría que fuera hasta la eternidad) con el electro pop de Fangoria. Más de tres décadas de evolución musical que nos han dejado canciones que perduran en el imaginario colectivo, especialmente en la época de Pegamoides y Dinarama.

FangoriaAlaska y Nacho Canut: su disco “Una temporada en el infierno” es considerado uno de los diez mejores discos españoles de los 90.

Personalmente siempre me ha parecido una persona muy seria y profesional con su trabajo, coherente y que tiene una forma de expresar su opinión sobre cualquier tema de manera informada, respetuosa y muy interesante. (Esto me ha quedao que parece una recomendación del LinkedIn… XDD).

Por otra parte tenemos a su media naranja (bueno, ya sabéis que una boda en Las Vegas no es oficialmente un matrimonio válido en nuestro país si no se homologa a la vuelta, y ellos no lo hicieron), Mario Vaquerizo (Cabrerizo, como le llamamos mi madre y yo cariñosamente porque nos parece que está como una idem…), que es un señor que nos divierte infinito, petarda donde las haya, y que oye, me cae muy bien. Supongo que estáis al tanto de que es representante de artistas o, como se dice normalmente, Manager. También de que con otro puñado de petardas montó el grupo Nancys Rubias, una banda de punk glam travesti con bastante éxito desde su formación en 2004.

NancysRubias

De izquierda a derecha: La Verdadera Nancy Rubia, Nancy Reagan, Nancy Anoréxica, Nancy Travesti y Nancy O.

Ya como pareja, comparten con nosotros aspectos de su vida personal y profesional a través del blog que regentan hospedado por Libertad Digital (ya sabéis, el diario digital del que es copropietaro, editor y colaborador Federico Jiménez Losantos: es sorprendente la capacidad de Alaska y Mario para tener amistades de todo rango y condición, lo que me parece que, al contrario de lo que se pudiera pensar, dice mucho en su favor…) y que os recomiendo también. El caso es que los chicos de “El Terrat” (productora televisiva de Andreu Buenafuente… lo comento por el contraste) también lo seguían y les pareció que sería buena idea cambiarle el formato y hacerlo en imágenes en forma de docu-reality y la MTV se encarga de su emisión.

Dicho y hecho. A la manera en que Ozzy Osbourne nos abrió las puertas de su casa, de su familia y de su vida (y nos hizo disfrutar como enanos, todo hay que decirlo), Alaska y Mario no permiten adentrarnos en su hábitat y tienen la generosidad de seguir siendo ellos mismos en todo momento.

Y su casa es, desde luego, digna de ver. No olvidemos que Alaska es coleccionista trash por lo que una acumulación barroca de objetos de todo tipo, pero siempre relacionados con la cultura popular, no nos dan tregua desde todos los rincones: los platos de memorabilia de la Reina de Inglaterra comparten vitrina con una figurita de Marilyn Manson, por poner un ejemplo. No sabréis dónde mirar de tanto como hay para ver. Y el despacho de Mario Vaquerizo también es digno de estudio. La verdad es que después de ver su programa no me extraña que digan que son almas gemelas, ¡de lo contrario seria imposible que sus gustos fueran tan similares!

También podremos conocer a sus amigos, que como ya he comentado son muchos y variados: David Delfín, Silvia Superstar, los miembros de Nancys Rubias, la Lomana, Fabio McNamara… ¡Y eso que sólo llevamos dos capítulos! También podremos conocer a sus familias: los padres de Mario Vaquerizo son unos señores encantadores y super normales (lo que quiera que signifique eso…) y la madre de Alaska es una mujer de 81 años con una fuerza vital increíble y cuyos gustos en decoración parece que ha heredado su hija…

Pero lo mejor del show, sin lugar a dudas, son ellos dos. Como pareja sorprende lo bien que se llevan y lo compenetrados que están, vamos, que ahí hay amor (yo confieso que siempre tuve la duda…). Por separado, me está encantando conocer a Olvi, tal y como se levanta por las mañanas sin maquillaje y siempre tan preocupada por la dieta. Me parece una mujer muy tierna y amable, y me encanta la relación que tiene con su asistenta. Sobre todo es de destacar su humildad. Señores, que esta mujer va camino de ser un mito viviente!

Marito es un elemento de cuidado, una jartá a reir. Espontáneo y natural, cervecero de pro y muy gracioso, a este esclavo del glamour no le preocupa lo más mínimo que le veamos en sus clases de inglés, materia en la que hay que decir que no está muy puesto que se diga…

No os cuento más, tenéis que verlo. Durante ocho programas nos van a dejar presenciar sus vidas y los preparativos de su próxima boda: sí, se casan!!!

“Alaska & Mario” se emite los miércoles a las 21:30 en la MTV y lo repiten los sábados, pero desde la web de la cadena podéis volver a verlo, así que, manos a la obra que os dejo aquí la primera parte del primer episodio y ya veréis como os engancháis.

Juego de Tronos (Game of Thrones S01E02)

juego-de-tronos

[Hay spoilers del capítulo.]

Puf, me vais a matar, pero es que el capítulo de hoy (“The Kingsroad”) no me ha gustado nada… Bueno, igual estoy exagerando, pero es que pasada la euforia inicial, todo me está empezando a parecer… no sé… como envasado al vacío.

Todo no, hay que ser justos. Pero es que los únicos momentos que me parecen realmente excitantes son aquellos en los que aparece algún Lannister (menos Joffrey, a ese sigo sin aguantarle y además ahora me parece que tiene cara de no ser de este mundo, pero para mal, no sé si me entendéis…) y eso que todavía no estoy en “esa fase”. Si no está Tyrion diciendo frases estupendas o el Follahermanas y sus hoyuelos, o la perraca de Cersei en plan “soy el mal encarnado” (por cierto, ¿por qué se inventan cosas???) el tema no hay por dónde cogerlo. Por lo menos hoy… no sé qué me ha pasado, igual soy yo, ¿eh?

Jorah Mormont

Sí que me está gustando como queda Jorah Mormont, que es un personaje interesantísimo y del que siempre apetece saber más…

Y ojo, que el momento Catelyn luchando con el intruso que pretendía matar a Bran me ha encogido el estómago… Después, cuando ha entrado en acción el huargo ya no, se veía falso y parecía que el lobo se lo habían tirado a los brazos al hombre. El “juicio” de Arya (joder qué cara de pekinés tiene la niña esa, por cierto…) ha sido otro momento emocionantillo, ma non tropo, que hay cosas que al verlas representadas hasta me resultan ridículas, fíjate tú, con lo que he llorao yo por Dama

Lo peor de todo es que mis dos personajes favoritos salgan tan mal parados: Jon Nieve es, definitivamente, un triste. Si no va a enseñar six pack mejor que no lo saquen, porque esa cara de pena permanente y como de “cuánto sufro, soy un bastardo” me pone a parir. Joder, ni que fuera Hamlet… Y, de nuevo, ¿por qué inventan?? No, si al final voy a resultar más papista que el Papa, yo…

Y esta chica tan mona que hace de Daenerys (sí, ya sé que se llama Emilia Clarke, pero dejadme que me salgo del papel…) cuando está calladita y sólo mira hacia Poniente está muy bien, en plan anuncio de perfume, pero no sé yo si algún día podremos ver la sangre del Dragón… Le voy a dar el beneficio de la duda por la escenita pseudo lésbica (aquí no voy a preguntar ¿por qué inventan?? porque ya lo sé, para calentar al personal, está claro). La escena de después con Drogo: a mí no me ha dado ni frío ni calor, y eso no es bueno, sobre todo teniendo en cuenta que en el libro, uf…

making-got-26-dany-doreah

A veces es de agradecer que los guionistas se decidan a hacer tangibles las elipsis, más que nada porque mi imaginación no suele llegar a tanto…

También hay que tener en cuenta que en la serie las cosas pasan muy rápido, es como si lo estuviera viendo todo en fast forward y ahorrándose un montón de detalles. Igual ese es el problema, que una de las cosas que más me gustan de estos libros son los detalles. Pero es que los detalles son importantes, son los que te ayudan a conocer a los personajes y a saber porqué hacen las cosas que hacen y las que hicieron…

El Muro me ha gustado, es quite impressive así visto de lejos (veremos cómo queda más de cerca), pero en general en varios momentos (en algunos interiores y con los dothraki o a lo largo del Camino Real) la realidad me ha golpeado en la cara: es sólo televisión. Y hasta he pensado que habría estado mejor si hubieran hecho una peli como con “El Señor de los Anillos”, que el presupuesto sería mayor y no se verían esos extras haciendo las cosas como sin ganas. Pero claro, necesitaríamos una peli de unas veinte horas, ese es el problema, que diez episodios me parecen poquísimos!!! ¿Soy sólo yo? No he leído nada todavía de los demás así que es probable que sigan flipando…

Anyway, veremos a ver si en el próximo episodio recupero la ilusión, porque mi segunda lectura de “Juego de Tronos” no sólo me ha descubierto cosas fascinantes, sino que además está haciendo que valore infinitamente más la obra y eso hace que las expectativas para con la serie sean mucho mayores. Como me lo lea una tercera vez R. R. Martin me va a tener que poner una orden de alejamiento. Qué Dios nos asista…

Juego de Tronos (Game of Thrones S01E01)

juego_de_tronos_logo
[Escribo esto tras haber disfrutado (y mucho) del piloto de “Juego de Tronos” (“Winter is Coming”). Como, a mi pesar, todavía me queda mucho de la lealtad de los Stark, preferiría no publicarlo antes que mis guruses (que, ya nos contarán su experiencia en la première, pero creo que es posible que a partir de ahora Canal + desbanque a Cuatro en lo que se refiere a la mutilación de series de culto, exhibiéndola en su pre estreno sin sonido…), pero como tampoco quiero leer nada antes de redactarla, lo preparo y la programo para mañana a las 14:00…
Para los que no la hayáis visto, puede que cuente alguna cosita, pero no será desde luego un spoiler si no lo aviso convenientemente. Pero si preferís no saber absolutamente nada, como me gusta a mí y por lo que he intentado ver lo menos posible sobre la serie, mejor leedlo después de haberla visto. Pero desde luego, vedla, no os arrepentiréis.]
Hoy hemos cenado prontito y hemos acostado a la peque para poder ver la serie con tranquilidad. Ella no estaba de acuerdo, y decía que quería ver “el juego de tronos”, a lo que su padre con gran criterio ha respondido: “Tú lo que vas a ver es el juego de tronas”. Ha habido buenas risa. Luego ya ha venido lo serio…

Victoria Pickwick (la primera de su nombre) en el auténtico y genuino “Juego de Tronas”.
Después de la secuencia inicial que abre uno de los mayores y más atractivos enigmas de la serie podemos gozar de la cabecera: es brillante y espectacular, muy currada y con una música épica y contundente. Parece ser que el mapeado variará en cada episodio en función de los lugares que aparezcan, ¡me parece total!
Supongo que hay dos maneras de valorar el primer episodio de “Juego de Tronos” (que dicho sea de paso estoy de acuerdo con Trikar en que debería llamarse “Canción de Hielo y Fuego”; a no ser que la próxima temporada se denomine “Choque de Reyes, añado yo…): como la encarnación de la saga (para aquellos que lo han leído -sean fans fatales o meros lectores, si es que se puede hacer tal distinción porque no me imagino que nadie pueda leerlo y no enamorarse de sus personajes y tramas-) o como una serie de televisión (para los que no lo han hecho).
Ya os conté que terminé la primera novela hace poco, pero como la había empezado en la Era Terciaria, estoy releyendo de nuevo (y descubriendo cosas que se me habían escapado y entendiendo mejor otras. Por cierto, me urge un debate con la Asamblea de Majaras porque hay varios misterios que… bueno, ya hablaremos…) así que lo tengo todo bastante fresco en la memoria (y en mis notas, porque mi espíritu de empollona que creía doblegado está resurgiendo con una pedantería sin igual).
La adaptación me parece realmente buena. Es muy complicado resumir tantísimas cosas que ocurren en las primeras cien páginas de la novela, y evidentemente es aún más difícil trasladar todo aquello que pasa por la cabeza de los personajes. En ese sentido creo que los creadores de la serie cuentan un poco con lo que los lectores pondrán de su cosecha por conocerlo previamente, y me da la sensación de que los que no lo leyeron se perderán un poco, al menos al principio, entre la maraña de personajes y sus no tan conocidas motivaciones. No significa que no se pueda seguir la trama, ni mucho menos, pero quizá haya un riesgo de simplificar a algunos personajes (cosa que incluso en el libro tendemos a hacer para después sorprendernos cuando pensamos que ya les conocemos).
game of thrones
Sean Bean: Born to Stark.
A pesar de todo ello, creo que han sabido resumir bastante bien los eventos (echo de menos algún flashback de eventos pasados, espero que en próximos episodios los haya) y especialmente las conversaciones, en las que se ha mantenido muy bien el espíritu e incluso las frases memorables. Me han sorprendido algunas escenas que no aparecen como tales en el libro pero que me han gustado y ayudan a condensar y a presentar a los personajes principales (bueno, la de Tyrion en el burdel me ha sonado más a excusa para sacar más tetas y culos, pero Dios me libre de quejarme de eso…), aunque no entiendo muy bien porqué la opinión de Catelyn en un punto crucial es justo la opuesta que tiene en el libro (supongo que era más sencillo así…).
La ambientación es soberbia, está cuidada hasta el último detalle tanto en decorados como en vestuario, etc. Las localizaciones son una pasada también y me han gustado mucho los cambios de iluminación en cada una de ellas. En ese sentido es muy difícil, sino imposible encontrarle un pero (y no es que yo quisiera hacerlo).
Jaime-Lannister
Jaime Lannister: guapo que jode.
El casting no es 100% de mi gusto, sobre todo porque claro, yo no me los imaginaba así… Bueno, Sean Bean es perfecto para interpretar a Eddard Stark (hay que ver lo bien que le queda a este señor un pelo largo, una barba y una capa, vamos que ha nacido en la época incorrecta) pero para Robert Baratheon me esperaba a un actor al que pudiera imaginar apuesto en otro tiempo, cosa que no me ha pasado para nada; los Lannister me parecen todos adecuados menos Joffrey, que se supone que es guapo pero que tiene una cara de higo que tira pa’ trás; Emilia Clarke es preciosa y hace una Daenerys muy dulce, me gusta; pero lo de Khal Drogo todavía no lo tengo claro: entiendo que es un personaje con un físico extremo y Jason Momoa desde luego lo tiene, pero no me ha terminado de cuadrar, igual ha sido ese maquillaje que me ha recordado al Genio de Aladdin en una peli de los ‘50… Otro que se nota que está disfrazado es el que hace de Viserys (aunque lleve las mismas pintas que Daenerys no le queda igual, es un poco lo que pasaba con Legolas y Elrond, que lo mismo que Orlando Bloom estaba para comérselo, a Hugo Weaving no había por dónde cogerlo…). A Jon Nieve (a pesar de que ya había visto imágenes del tal Kit Harington) tampoco me lo imagino así cuando leo (vale que es un personaje torturado, pero es que tiene siempre una cara de penita, el pobre…), aunque ese momento torso desnudo que nos han regalo by the face tanto de él como de Robb me ha parecido que le hace ganar muchos puntos, mira tú… #Haztefan.
Khal Drogo
Yo por si acaso no le pediría los tres deseos…
Las interpretaciones me han parecido en general muy buenas. Destacaría de nuevo a Sean Bean, que no sólo tiene el porte de un Señor del Norte sino que además también le imprime su carácter; Michelle Fairley (Catelyn Stark), una actriz a la que tengo que querer, ya que fue muy suegra en “Misfits”; Nicolaj Coster-Waldau (Jaime Lannister), con todo el cinismo y apatía necesarios para su papel; Lena Headey (Cersei Lannister), que a Hitchcock desde luego le encantaría porque es una de esas rubias de apariencia fría y con un volcán en su interior; y, especialmente a Peter Dinklage (el Gnomo,Tyrion Lannister) que tiene un papel que es un bombón y parece que ganas de aprovecharlo. Le auguro un gran futuro en los próximos Emmy. Aunque después no sé qué será de su carrera, me da que le van a encasillar… (lo sé, lo sé, y estoy supersonrojada en este momento, creedme… XDD)
game-of-thrones-serie-300x181
Me casé con un enano, salerito, pa jartarme de reir…
Sólo hay, en mi opinión, un momento en el que el perfeccionismo imperante ha fallado y que no está a la altura del resto, ACHTUNG, PSEUDOSPOILER!: durante la reggaetonera boda de Drogo y Dany hay una pelea a muerte entre dos dothrakis en la que, lo siento, pero se notan las coreografías más que en mi clase de Aerobic. Espero que esto mejore porque el realismo es fundamental en estos casos…
En resumen, (y a pesar de ese pequeño detalle) aunque ya esperaba un trabajo de mucha calidad, me ha sorprendido, me ha encantado y no me pienso perder un episodio. No es que sea recomendable, es que es casi obligatoria.
Yo, como sigo superflipada con la saga (en “Choque de Reyes” sigue tomando altura tras el espectacular despegue de su predecesora) ya me estoy diseñando el blasón de los Pickwick. ¿Qué os parece que nos pega más: Manolo Blahniks sobre alfombra roja o un hard crash sobre pantalla azul??
“Game of Thrones” se estrenó el 17 de abril en EEUU (HBO) y se estrenará oficialmente en España en Canal + hoy, 19 de abril. Para los proscritos de la descarga, ya está disponible en su distribuidor habitual de materiales dónde la legalidad pierde su casto nombre, ains…

Se acerca el invierno “(¿Tú también, Monidala, jamía?)”

Pues sí, queridos sí, yo también me uno al famoso lema de los Stark (aunque ahora mismo me sienta más de la sangre del Dragón…), que, aunque suena a previsión meteorológica surrealista dadas las fechas en las que estamos, no tengo muy claro todavía si es premonición o amenaza…

Para los que no me entendáis, lo que pasa es que he sobrevivido a la lectura completa de “Juego de Tronos”, la primera novela de la saga de George R. R. Martin “Canción de Hielo y Fuego”, y no podía por menos que dedicarle un post, aunque estoy sacando el tiempo de escribirlo de mis horas de sueño en estos momentos de actividad frenética que estoy viviendo por culpa del IMSERSO y sus deliciosas vacaciones subvencionadas a la Manhattan de la Costa Blanca.

Trono de Hierro

Ese oscuro objeto de deseo: El Trono de Hierro. Lo primero que haré cuando aposente mis turgentes nalgas en él será contratar un diseñador de interiores. ¿Es que en Westeros no habéis oído hablar de la ergonomía? Lo siguiente: imponer las patillas por decreto entre mis vasallos.

Hasta hace unos meses yo vivía ajena (y podríamos decir que hasta feliz) a la existencia de esta obra de fantasía épica de la que pronto verá la luz el quinto libro de un total de siete. “Me la presentaron” precisamente dos amigos blogueros muy fans (en Sonia Unleashed o en Guardia Oscura encontraréis TODO lo que se refiere a este tema, especialmente lo relacionado con la serie de TV que se estrena próximamente. De hecho, estoy segura de que tienen materiales promocionales que ni las lumbreras de Marketing de la HBO saben que existen. Sí, dan un poco de miedo, pero hay que ver qué a gusto me he sentido yo siempre entre la gente que lleva su entusiasmo a lo patológico…) a los que nunca se lo podré agradecer como merecen (más que nada porque casi estoy resignada a no volver a “oír su rugido” en persona; hay que ver los Lannister como son, antes muertas que sencillas… ¿y lo que les va un dorao, que parecen gitanos?), aunque seguro que ellos ya saben que les tengo presentes en mis oraciones…

A pesar de sus fervientes recomendaciones, yo me adentré en la novela con cierto escepticismo, como siempre hago cuando me asomo a estos universos potencialmente frikis: de Star Wars, y a pesar de haber visto las 6 películas, ya sabéis que sólo hay un momento que salvo de la quema del tedio y la grandilocuencia y es el famoso morreo en la Luna de Endor (llamadme romántica y melancólica, que yo sé que lo que soy en realidad es cursi y sentimental…); Star Treck me ha parecido siempre, sin ánimo de ofender, ¿eh?, una sandez con jerseys de colores y ni en esas tardes veraniegas de tierna juventud, de vagancia y reposiciones he sido yo capaz de ver ni un episodio, que me daban más pereza que “Jara y Sedal”. Aunque, como en la vida no se puede decir de este agua no beberé ni a esa convención trecki no iré vestida de teniente Uhura, no os toméis este comentario como un escupitajo al cielo, que no hay que tentar a la suerte…; con “El Señor de los Anillos”, la que más se puede parecer a lo que hoy os comento, tuve unos inicios fatales: “El Hobbit” me lo habré empezado a leer como trescientas veces pero siempre acabo de enanos hasta las narices y me rilo, y a punto estuve también varias veces de rendirme con “La Comunidad del Anillo” porque, francamente, no se puede ser tan pesado describiendo paisajes, coño, que una piedra es una piedra, lo mires como lo mires… Pero a partir de “Las Dos Torres” la cosa se empezó a poner emocionante y al final me tuve que rendir a la evidencia: es una historia maravillosa. Tampoco soy tan fan como para haber podido con “El Silmarillion” o manifestarme en la puerta de la casa de Peter Jackson exigiendo que rehaga la versión extendida para meter a Tom Bombadil, pero sí soy de las que consideran que el final de “El Retorno del Rey” no es, ni de lejos, demasiado largo y lloro a moco tendido cada vez que veo [OJO, SPOILER MORTÍFERO] al pobre Frodo despedirse de su amada Comarca para irse, Dios sabe donde, con los lánguidos y paliduchos elfos…

Daenerys Targaryen

Daenerys de la Tormenta: “Si vuelvo la vista atrás, estoy perdida”. Pues nada, hija, tú siempre hacia delante y sobre todo, que no te toquen los huevos.

El escepticismo inicial me duró poco: “Juego de Tronos” es de esas historias que atrapan bastante pronto, a pesar de la dificultad que entraña la profusión de personajes. Aviso para navegantes: si os animáis a leerla, que sea en una edición que contenga glosario de personajes (que suelen ser todas, hasta la mía aunque yo me haya dado cuenta al acabar, que soy así de lerda…) porque los hay a miles y, para colmo, a varios de ellos se les llama por su nombre, por su diminutivo, por su apodo o por su cargo de manera indistinta y os podéis hacer un jari tremendo, sobre todo al principio cuando uno todavía no se ha hecho con ese “algo” que individualiza a cada personaje, no sé si me explico…

Lo que a mí me ha pasado (y creo que todos los que lo leen), y por lo que he tardado tantísimo en leerme este libro (es largo, pero ¿más de tres meses? No es propio de mí, desde luego…) es que uno se involucra tanto en las peripecias de los personajes que acaba tomándoselo todo de forma demasiado personal (y que R. R. Martin sea un sádico tampoco ayuda, nena…). El caso es que en cuanto te encariñas con los personajes y te identificas con su causa, pasan cosas que te cabrean y te sublevan (pero hasta límites insospechados) y ya no sabes qué pensar, y claro, yo ese descoloque permanente lo llevo fatal. En más de una ocasión he cogido mi e-book y lo he metido en el congelador al grito de “¡Ahí te quedas!” y han tenido que pasar a veces hasta semanas para volver a sumergirme, con mucho miedo, en la lectura de sus páginas.

Jon Nieve en el Trono de Hierro

Aquí Jon Nieve, aquí una admiradora, una esclava, una amiga, una sierva: le perdonaré cualquier cosa que haga en el futuro incierto que se nos avecina sin importarme lo más mínimo sus orígenes (que ya me voy yo oliendo la tostada…)

Es una historia llena de pasiones, ambición y ansia de poder, rencores y venganzas, la corrupción más abyecta vs. la inocencia más pura (y viceversa…), traiciones, intrigas, batallas sangrientas y amores truculentos. Y mucha, mucha muerte y destrucción. Dura y cruel como la vida misma. Todo ello escrito en un estilo sencillo pero emocionante, con escenas bestiales y diálogos brillantes llenos de frases para el recuerdo (yo las estoy recopilando, igual un día os las pongo por aquí…) Vamos, una joya que no os podéis perder.

Ya sé que todavía apesto a verano, que no sé nada y que estoy tan verde que meo hierba pero, aunque tenía planeado seguir con mi vida como si tal cosa al acabar “Juego de Tronos” (empeñada en terminarla a pesar de lo orgánica que se estaba volviendo su lectura sólo por el mero hecho de que no soporto dejar cosas a medias), me temo que “Choque de Reyes” es la próxima parada de mi destino. Confiaremos en que los Dioses nos sean favorables…

Black Books: Serie imprescindible

Black Books

Antes de comentaros esta estupenda sitcom británica con la que llevo “amenazando” desde tiempos inmemoriales (bueno, es que tengo desactivada la memoria a largo plazo, se vive mejor así…) quería echarle un vistazo de nuevo a los primeros capítulos: he pasado una velada fabulosa (es por expresiones como esta que luego me llaman cursi, pero I am what I am…) y me ha sorprendido volver a reírme con sus disparatados chistes a pesar de no ser nuevos para mí.

Bernard L. Black (interpretado por Dylan Moran, creador de la serie junto con Graham Linehan y al que quizá recordaréis por “Shaun of the Dead”) es el irlandés dueño de una librería en Londres en la que en el cartel de la puerta pone “Closed” por los dos lados. Esto ya os dirá algo sobre este extravagante personaje y sus pocas ganas de vender libros. Fumador empedernido; compulsivo bebedor de vino; hostil, borde y grosero; con unos hábitos de higiene, cuando menos, sospechosos; vestido con lo que parecen los descartes del fondo de armario de Tim Burton; y con serios problemas para relacionarse con las mujeres. Vamos, un desastre total y, sin embargo, extrañamente atractivo (no, en serio, yo tengo buen gusto para los hombres, hacedme caso…).

Bernard Black

¿No os parece un híbrido entre John Cusack y Jarvis Cocker?

Bernard tiene una amiga (y fiel compañera de fumeteos y bebicidios así como de confesiones varias), Fran Katzenjammer (Tamsin Greig), que regenta una tienda de regalos/objetos de decoración totalmente llena de chismes inútiles y new age supuestamente modernos, y que es una neurótica total con una vida amorosa patética pero que es muy divertida.

Fran

Si Sharleen Spiteri y Antonia dell’Atte entraran juntas en una telecabina de “La Mosca”, saldría esto.

El tercero en discordia (aunque en este caso es todo lo contrario) es Manny Bianco (Bill Bailey), el empleado de Bernard. En el primer episodio aparece en la librería como un contable muy estresado que necesita comprar una copia de “The Little Book of Calm” y, en plena vorágine laboral se lo traga y desde entonces se convierte en una especie de gurú de la paz mental. A pesar de sus reticencias iniciales (es imperdonable que en su día de prueba Manny venda libros!), le acaba contratando y compartiendo la impresentable vivienda de la trastienda de la librería. Manny es todo lo opuesto a Bernard: amable, animoso, un buen vendedor y con unos talentos absolutamente sorprendentes.

Manny Bianco

Es casi la una y media de la madrugada: ¡Buscaos vosotros los parecidos!

Ahora, lo que más me ha gustado de esta revisión es que en el primer capítulo nos encontramos al Doctor Watson de la serie “Sherlock” (Martin Freeman, que por cierto, también aparece en “Shaun of the Dead”, al final la voy a tener que volver a ver…) ¡haciendo de médico! “Doctor, necesito que me haga un chequeo completo porque estoy muy malita…” Uf, me voy a ir a acostar pero ya!

Pero antes os dejo un ejemplo del tipo de humor de la serie y os recomiendo especialmente el tercer episodio de la primera temporada.

Rich Guy: Those books. How much?
Bernard: Hmmm?
Rich Guy: Those books. The leather-bound ones.
Bernard: Yes, Dickens, the Collected Works of Charles Dickens.
Rich Guy: Are they real leather?
Bernard: They’re real Dickens.
Rich Guy: I have to know if they’re real leather because they have to go with the sofa.
[Bernard looks confused]
Rich Guy: Everything else in my house is real. I’ll give you two hundred for them.
Bernard: Two hundred what?
Rich Guy: Two hundred pounds.
Bernard: Are they leather-bound pounds?
Rich Guy: No.
Bernard: Sorry. I need leather bound pounds to go with my wallet. Next.

blackbooks

“Black Books” se emitió en Channel 4 entre 2000 y 2004.